Spitfire List Web site and blog of anti-fascist researcher and radio personality Dave Emory.

News & Supplemental  

Francisco Franco protegió a 104 criminales nazis

(Madrid. Espe­cial para Clarín).- Al finalizar la Segun­da Guer­ra Mundi­al, el dic­ta­dor Fran­cis­co Fran­co se negó a entre­gar a los ali­a­dos a numerosos crim­i­nales de guer­ra nazis y miem­bros de los ser­vi­cios de inteligen­cia y seguri­dad de Adolf Hitler que vivían en España. El influyente diario El País pub­li­ca con gran despliegue una lista de 104 de estos indi­vid­u­os con su nom­bre y paradero, y señala que el doc­u­men­to, de once pági­nas y redac­ta­do en inglés, se encuen­tra en los archivos del Min­is­te­rio de Asun­tos Exte­ri­ores. La nota había sido redac­ta­da por los ser­vi­cios de inteligen­cia de Esta­dos Unidos, Gran Bre­taña y Fran­cia, y en ella se exigía al dic­ta­dor Fran­co que expul­sara a los men­ciona­dos en la lista negra.

El resul­ta­do, según El País, fue que los agentes con­sigu­ieron el amparo del rég­i­men fran­quista y los más influyentes lograron la nacional­i­dad españo­la. Sólo que­da un super­viviente, Hans Jurestschke, un pro­fe­sor eméri­to de alemán que enseñó has­ta 1979 en la Uni­ver­si­dad Com­plutense de Madrid.

La nómi­na de los ser­vi­cios secre­tos occi­den­tales iden­ti­fi­ca­ba a agentes de las sinies­tras Gestapo y SS, dos orga­ni­za­ciones nazis respon­s­ables de los peo­res crímenes del rég­i­men hit­le­ri­ano, y de Abwehr, el ser­vi­cio de inteligen­cia mil­i­tar alemán.

Un ejem­p­lo de la catadu­ra de los pro­te­gi­dos por el fran­quis­mo lo rev­ela la ficha que los ser­vi­cios ali­a­dos pre­sen­tan al gob­ier­no español sobre Franz Liesau Zacharias, res­i­dente en la calle de Alcalá número 52, de Madrid. El agente com­pra­ba ani­males en el por entonces Mar­rue­cos español y la colo­nia de Guinea con los que se real­iz­a­ban exper­i­men­tos en Ale­ma­nia, entre ellos, la propa­gación de hor­ri­bles enfer­medades, como la peste, en los cam­pos de con­cen­tración.

Otto Hin­rich­sen, uno de los más activos agentes en el norte de España, man­tenía con­tac­tos con trip­u­la­ciones que via­ja­ban a Buenos Aires. Según su hijo Rodol­fo, quien no nie­ga las acusa­ciones con­tra su padre, les paga­ba y con­seguía infor­ma­ciones para el con­traes­pi­ona­je del almi­rante Canaris. Arresta­do por sus activi­dades, Fran­co se negó a repa­tri­ar­lo, como pedían los ali­a­dos, por los ser­vi­cios que había presta­do a la Legión Cón­dor, respon­s­able de bom­bardeos con­tra la población civ­il españo­la y la históri­ca destruc­ción de la ciu­dad vas­ca de Guer­ni­ca.

Rudolf von Merode era respon­s­able de la muerte y tor­tu­ra de numerosos ciu­dadanos france­ses en su tris­te­mente famoso baño de hielo de San Juan de Luz , una ciu­dad ubi­ca­da en la fron­tera con España.

Dos promi­nentes inte­grantes de la lista son Wal­ter Jung­hanns, que colo­ca­ba bom­bas en carga­men­tos de naran­jas envi­adas al Reino Unido, y Hans Heine­mann, un peli­groso agente com­pli­ca­do en el asesina­to de un avi­ador cana­di­ense.

Discussion

No comments for “Francisco Franco protegió a 104 criminales nazis”

Post a comment